Quantcast
11:26 p.m., 9/21/2014 | 75°

Obama lleva su mensaje a todo el país


DARLENE SUPERVILLE /AP | 5/9/2013, 2:21 p.m.
Obama lleva su mensaje a todo el país
Barack Obama hablan durante su visita en Texas. |
Vídeo

Obama en Austin


Live stream by Ustream

AUSTIN - Con el propósito de demostrar que sigue concentrado en la creación de empleos, el presidente Barack Obama inició una serie de breves giras para reflotar ideas de su discurso anual sobre el estado de la nación que se han visto desplazadas por los intensos debates sobre el control de armas, la inmigración y los cortes automáticos de gastos.

Obama viajó el jueves a Austin, Texas, y aprovechaba esa pujante capital estatal como escenario para hablar sobre medidas para atraer empleos, suministrar instrucción y asegurar que el trabajo duro tenga una recompensa digna.

La gira fue la oportunidad para promover su agenda de empleos más ambiciosa -que ha enfrentado una enérgica resistencia de los legisladores republicanos- y para ofrecer iniciativas más modestas que no requieran acción del Congreso.

Entre esas acciones administrativas se encuentra un plan de lanzar una competencia para crear tres nuevos institutos de innovación de manufactura, cooperación entre negocios, universidades y el gobierno para ayudar a los fabricantes con sede en Estados Unidos a crear empleos. Cinco agencias federales -defensa, energía, comercio, la NASA y la Fundación Nacional de Ciencias- invierten 200 millones de dólares en esa iniciativa.

"Creemos que la manufactura merece esa prioridad", dijo Gene Sperling, director del Consejo Nacional Económico de Obama.

Es el segundo viaje de Obama a Texas en dos semanas. Fue recibido al pie del avión presidencial por el gobernador republicano Rick Perry, crítico de sus políticas.

El presidente sostuvo en su discurso anual en febrero que una economía que crece y crea empleos bien pagos para la clase media debería ser el objetivo rector para los formuladores de políticas en Washington. Propuso una amplia expansión de los cursos de prejardín para acomodar a todos los niños de cuatro años, por considerarla una inversión que ayudará a mejorar la educación. También sugirió elevar el salario federal mínimo a 9 dólares la hora para ayudar a las familias trabajadoras. Las dos ideas encontraron resistencia casi inmediata de algunos legisladores quienes dijeron que costarían demasiado. Obama apenas las ha reflotado desde entonces.

Las giras que Obama inició el jueves representan un intento del presidente por recordar que no ha olvidado las cuestiones que más interesan al público: la economía y los empleos. También tienen lugar en momentos en que muchos se preguntan si tiene suficiente impulso como para promover su agenda en medio de un Congreso dividido antes de que la atención pública se vuelque a las elecciones de medio término en noviembre del 2014.