Quantcast
8:19 a.m., 4/17/2014 | 58°

Reforma facilitaría la entrada de médicos extranjeros en EE.UU.

ANITA HASSAN | 6/21/2013, 9:26 a.m.
Reforma facilitaría la entrada de médicos extranjeros en EE.UU.

HOUSTON - Partes del proyecto de ley sobre inmigración pueden contribuir a aliviar la escasez de médicos en Texas y en el país facilitando que doctores nacidos en el extranjero puedan practicar la medicina en Estados Unidos, según expertos.

Dentro de la legislación propuesta, llamada Ley de modernización de inmigración, oportunidad económica y seguridad fronteriza, hay algunas disposiciones que podrían crear una vía más directa para que médicos extranjeros obtengan visados y residencia permanente en el país.

La propuesta bipartidista del proyecto ley senatorial cuenta con más de 850 páginas que podrían revitalizar el sistema nacional de inmigración, ya que toca todos los aspectos, desde la seguridad en la frontera hasta los procesos judiciales. Redactada en abril, en estos momentos está bajo debate en el Senado.

Una disposición incrementaría el número de exenciones de visados de intercambio cultural para médicos extranjeros que hagan su residencia en Estados Unidos. Dicha exención les permitiría permanecer en el país después de su entrenamiento siempre que estén de acuerdo con ejercer la medicina en las zonas de Estados Unidos donde escasean los médicos, muchas de las cuales son áreas rurales.

“Para la salud pública en general sería muy importante si permitiéramos que médicos capacitados, que se entrenen en Estados Unidos, puedan quedarse aquí si culminan satisfactoriamente su entrenamiento y proporcionan servicios a la comunidad”, dijo Rose Mary Valencia, directora de servicios de inmigración y visados en el Centro M. D. Anderson de la Universidad de Texas.

Valencia recalcó que dicha institución no tiene una postura con respecto al proyecto de inmigración, pero que le está dando seguimiento con mucha atención.

¿Qué es escasez?

De acuerdo con el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos, la escasez de profesionales de la salud de atención primaria en una región se define cuando hay 3,500 personas por cada médico primario. En enero se estimó que hay áreas en el país donde hay una carencia de alrededor de 5,900 profesionales de atención primaria.

La Asociación de Facultades Médicas de Estados Unidos halló en 2011 que Texas ocupa el puesto 48 en cuanto a la cantidad de médicos primarios en servicio activo por cada 100,000 personas.

Funcionarios estiman que harían falta alrededor de 7,550 médicos primarios adicionales para eliminar la actual escasez nacional. Según expertos, esta escasez puede empeorar a medida que más personas reciban seguro de salud bajo la reforma sanitaria que entra en vigor el año que viene.

“En estos momentos, hay escasez de médicos dispuestos a trabajar en áreas que cuentan con pocos recursos clínicos. No quieren trabajar y vivir allí”, dijo la abogada de Houston Avalyn Langemeier.

Esta disposición “permitiría que médicos extranjeros deseen trabajar en esas zonas, en especial porque los ciudadanos estadounidense no quieren hacerlo”.

Muchos médicos extranjeros que vienen a Estados Unidos para entrenarse obtienen una visa de intercambio cultural o J-1, que les exige que regresen a sus países de origen por al menos dos años cuando terminen la residencia, según explicó Langemeier.

Según las leyes actuales, si médicos extranjeros quieren quedarse en el país, tienen que solicitar una exención. Una de ellas, llamada Conrad 30, les exige que trabajen en una zona donde haya escasez de médicos durante al menos tres años. En la actualidad sólo hay 30 de ese tipo de exenciones disponibles por estado.