Quantcast
1:13 a.m., 10/25/2014 | 60°

Chuck Hagel defiende sus posiciones ante el Senado


DONNA CASSATA / AP | 1/31/2013, 2:08 p.m.
Chuck Hagel defiende sus posiciones ante el Senado
El republicano Chuck Hagel, nombrado por el presidente Barack Obama para secretario de Defensa, declara ante el comité senatorial de las fuerzas armadas durante la audiencia para su confirmación, el jueves, 31 de enero del 2013. | Susan Walsh/AP

WASHINGTON - El candidato del presidente Barack Obama para ocupar el cargo de secretario de defensa, Chuck Hagel, justificó el jueves su posición sobre la función de las fuerzas armadas y las amenazas globales, y salió al paso de las críticas sobre sus declaraciones en el pasado sobre Israel, Irán y las armas nucleares.

Hagel dijo a los senadores que Estados Unidos "debe comprometerse, no aislarse, del mundo" e insistió en que sus antecedentes respaldan tal afirmación.

El ex senador republicano enfrentaba una fuerte resistencia de miembros de ese partido y se vio forzado a explicar declaraciones y votos pasados, pese a que parecía encaminado a su confirmación.

Su intercambio más intenso fue con el influyente senador republicano John McCain, otrora cercano amigo de Hagel y al igual que éste veterano de la guerra de Vietnam. La política y la creciente oposición de Hagel a la guerra en Irak causaron divergencias entre los dos hombres que fueron evidentes en la audiencia del jueves.

McCain presionó a Hagel para que dijese si se había equivocado o no al oponerse al envío de 30.000 soldados estadounidenses a Irak en el 2007. Hagel, que votó a favor del uso de fuerza militar en Irak, más tarde de opuso al conflicto, comparándolo con Vietnam y argumentando que distrajo el foco de la guerra en Afganistán.

"¿Estuvo correcto usted en su valoración?", preguntó McCain.

"Yo le dejo al juicio de la historia decidir eso", respondió Hagel.

"Yo pienso que la historia ya decidió acerca del aumento de tropas, señor, y usted quedó en el lado equivocado. Y su negativa a responder si se equivocó o no va a tener un impacto en mi decisión de votar o no por su confirmación", dijo McCain.

En su audiencia de confirmación, el ex senador republicano de Nebraska trató de rebatir las críticas sobre sus declaraciones del pasado que según los críticos republicanos revelan falta de apoyo a un aliado en el Oriente Medio. Hagel busca conseguir suficiente apoyo para suceder al secretario de defensa Leon Panetta.

"Ningún voto individual, ninguna cita o declaración me define a mí, mis creencias ni mis antecedentes", afirmó Hagel al Comité Senatorial de las Fuerzas Armadas en un testimonio preparado. "Mi panorama mundial nunca ha cambiado: Estados Unidos tiene y debe mantener la fuerza militar más poderosa del mundo, debemos conducir a la comunidad internacional para enfrentar juntos las amenazas y los desafíos, y debemos usar todas las herramientas del poderío estadounidense para proteger a nuestros ciudadanos y nuestros intereses".

Hagel dijo que está comprometido con el objetivo de Obama de asegurarse que Irán no obtiene armas nucleares, e insistió que todas las opciones, incluyendo el uso de la fuerza militar, son consideradas.

"Mi política es de prevención, no de contención - y el presidente ha dejado claro que ésa es la política de nuestro gobierno", dijo Hagel.

Hagel, de 66 años, condecorado veterano de Vietnam, sería el primer militar enlistado en llegar a secretario de Defensa, un hecho que destacó el presidente del Comité de Servicios Armados, el demócrata Carl Levin.

"Sería un mensaje positivo para nuestros soldados, marinos, aeronáuticos e infantes de marina que enfrentan el peligro en todo el mundo saber que uno de los suyos ocupa el cargo más alto en el Departamento de Defensa", afirmó Levin.

Hagel enfrentaba una audiencia que podría ser decisiva para determinar si obtendrá la confirmación en el Senado para incorporarse al equipo de seguridad nacional de Obama. Otros dos ex titulares del comité, el demócrata Sam Nunn y el republicano John Warner, presentaron al candidato.

El candidato cuenta con el respaldo anticipado de una decena de demócratas y el apoyo tácito de otras decenas que presumiblemente no se opondrán al candidato presidencial. Un republicano, el senador Thad Cochran de Misisipí, afirmó que votará a favor.

Siete republicanos, incluso cuatro miembros del panel de Servicios Armados, han dicho que se opondrán a la candidatura de Hagel. El senador por Florida Marco Rubio, de ascendencia cubana, anunció su oposición el jueves, al afirmar que las opiniones de Hagel "son demasiado diferentes de lo que yo pienso es la forma de preservar el papel apropiado de Estados unidos en el mundo".