Quantcast
6:53 p.m., 9/2/2014 | 91°

SXSW: Max Capote trae su rock heterodoxo a Texas


Desde la profundidad de los barrios de Montevideo surge Max Capote, quien trae a Texas un amalgamado estilo musical.

David Dorantes | 1/27/2013, 6 a.m.
SXSW: Max Capote trae su rock heterodoxo a Texas
Desde la profundidad de los barrios de Montevideo surge Max Capote, quien trae a Texas un amalgamado estilo musical. | (Foto: ER:M+M)

HOUSTON- Las canciones del rockero uruguayo Max Capote juntan estilos tan distintos como los boleros mexicanos, el rock-surf, el rock and roll sureño de los años 50, bossa nova, salsa y el bubblegum-pop estadounidense de los años 60 en una amalgama única y divertida que roza el kitsch y que Capote trae a Texas por primera vez en su carrera, al prestigioso festival de música alternativa South By Southwest 2013 (SXSW 2013), en Austin.

“Max Capote no es un proyecto de géneros (musicales)... es más bien un proyecto de estilo, estético, en donde ponemos elementos de cualquier género y lo tocamos a nuestro estilo y sin ser puristas... es el estilo capotero”, explica, entre risas, el cantante uruguayo Max Capote en una entrevista telefónica desde Montevideo, momentos antes de ofrecer un concierto.

El personaje

Max Capote es el alter ego artístico del músico y promotor cultural uruguayo Fabián Acosta, quien ha grabado bajo su seudónimo los discos Grandes éxitos (2005) y Chicle (2010). Con este último obtuvo una nominación al Latin Grammy 2011 en la categoría de Mejor Nuevo Artista.

Acosta, cuando no es Max Capote, trabaja como promotor cultural para el Ministerio de Educación y Cultura de Uruguay en el proyecto Usina Cultural, con el que va a los barrios pobres de Montevideo y graba temas de las bandas de rock y rap marginales.

En Chicle, Capote presenta temas originales, llenos de sentido del humor aunque toquen temas trágicos como una separación amorosa. Algunos de ellos son: No te voy a convencer, Azuquita pa´l café, Y ahora estás llorando, Tema 11, Culpable, María Carolina, Hermano y Malo, además de su extraordinaria versión del clásico bolero mexicano Perfidia, del compositor Alberto Domínguez.

Capote cuenta que tomó su nombre de una película del actor estadounidense Nicholas Cage.

“El nombre lo tomé de la película 8mm (1999)”, dice y explica que en la cinta hay “un personaje que se llama Max California... que atiende un negocio de películas pornográficas y lee a escondidas A sangre fría (In Cold Blood, 1965) que es un libro de (el escritor estadounidense) Truman Capote. Entonces, de la unión de Max California y Truman Capote, nace Max Capote”.

Luego, precisa la diferencia: “Los bluseros viejos dicen que el Diablo es Dios cuando se emborracha... quizá Max Capote es Fabián Acosta cuando se emborracha. Fabián es un tipo más introvertido y Capote es todo lo contrario”.

Las referencias cinematográficas en la vida de Capote son varias, ya que cuenta que decidió ser cantante luego de ver la película La Bamba (Luis Valdés, 1987) que tiene música del grupo californiano de rock mestizo Los Lobos.

“Vi la película, a los 14 años, y le dije a mi madre que quería ser rockero y que por favor me comprara una guitarra... Empecé tocando canciones de (los rockeros estadounidenses) Chuck Berry, Little Richard y los Beatles”, detalla Capote y asegura que “por los Beatles descubrí el bolero, por la canción And I Love Her, que me llevó a (el trío mexicano de boleros) Los Panchos y así supe quienes hacían boleros. Eso también fue una gran influencia, desde muy chico”.