Quantcast
7:10 p.m., 11/23/2014 | 72°

Venezolanos divididos en aniversario democracia


FABIOLA SANCHEZ /AP | 1/23/2013, 5:20 p.m.
Venezolanos divididos en aniversario democracia
Simpatizantes del presidente de Venezuela Hugo Chávez cantan mientras se congregan para un acto en Caracas el jueves 10 de enero de 2013. | Ariana Cubillos / AP

CARACAS, VENEZUELA - Miles de empleados públicos y simpatizantes del gobierno vestidos de rojo, que alzaron banderas venezolanas y carteles a favor del presidente Hugo Chávez, se concentraron el miércoles en diferentes calles de la capital para unirse a la marcha en conmemoración del establecimiento de la democracia tras la caída de la dictadura militar en 1958.

El oficialismo y la oposición recordaron la fecha en actos separados en medio de una intensa polarización y la incertidumbre por las complicaciones de salud que enfrenta el mandatario de 58 años, quien permanece en La Habana recuperándose de una compleja operación a la que fue sometido el 11 de diciembre por la reincidencia del cáncer.

Entre ruidosas cornetas y pitos, y al ritmo de canciones folclóricas, de pop y salsa, miles de manifestantes marcharon desde varios puntos de Caracas hacia la populosa barriada pobre del 23 de Enero, al oeste de la capital, donde se congregaron para hacer una concentración callejera.

"Más allá de las consignas de un pueblo gritando democracia y de la buena intención no se logró hilvanar el liderazgo unificador que representara toda la energía revolucionaria que despertó el 23 de enero", expresó el vicepresidente Nicolás Maduro, ante miles de simpatizantes oficialistas, al fustigar a los partidos tradicionales, que gobernaron en el país entre 1959 y 1998, a los que señaló de haber "traicionado" al pueblo que salió a las calles hace 55 años para terminar con la dictadura del general Marcos Pérez Jiménez.

Ante una masa de seguidores que gritaba "todos somos Chávez", Maduro, vestido de traje deportivo, dijo que tras la llegada de la "revolución" de Chávez en 1999 se impuso en Venezuela la "dignidad", la "inclusión", la "igualdad", la "justicia social".

El vicepresidente aprovechó el acto para anunciar que en las próximas horas viajará a La Habana, junto con el ministro de Petróleo, Rafael Ramírez, para visitar a Chávez, quien aseguró que "ha logrado remontar la cuesta" de un post operatorio "muy difícil", y "ya va transitando el camino para una nueva etapa".

Maduro dijo que "nosotros tenemos ya algunas semanas haciendo un seguimiento de grupos que se han infiltrado en el país y tienen el objetivo de atentar" contra él y el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, y dijo que "no se sorprendan con las acciones que se tomarán en las próximas horas y en los próximos días" ante ese presunto complot.

En medio de la marcha el ministro de Relaciones Interiores, general Néstor Reverol, dijo a la televisora estatal que los cuerpos de seguridad han recibido informaciones de que la "ultraderecha venezolana" y actores de la "ultraderecha del exterior" están "planificando un atentado" contra Maduro y Cabello, pero no ofreció detalles.

Reverol indicó que ante las informaciones que manejan decidieron "reforzar la seguridad" de los dos funcionarios y destacó que los organismos de inteligencia están activos.

El gobernador del estado central de Miranda y ex candidato presidencial opositor, Henrique Capriles, desestimó el anuncio. "Atentados hay todos los días contra los más de 50 venezolanos que pierde la vida todo los días", dijo durante la concentración de la oposición en un estadio deportivo de la zona este de la ciudad.