Quantcast
3:31 p.m., 7/28/2014 | 94°

El sheriff del Condado de Harris, Adrián García, quiere control de 
armas


El recién reelegido sheriff del Condado de Harris presenta su plan de trabajo en una serie de foros, con énfasis en la seguridad en las escuelas

Olivia P. Tallet | 1/23/2013, 11:32 a.m.
El sheriff del Condado de Harris, Adrián García, quiere control de 
armas
El sheriff del Condado de Harris, Adrián García, cree que el lugar más seguro para los niños sigue siendo el colegio, pero resalta que la capacidad de sus oficiales para contener a un atacante en movimiento es una de sus prioridades. | Mayra Beltrán

HOUSTON - “Yo no quiero que mis oficiales tengan que enfrentar armas que son más poderosas que las que ellos tienen”, dice Adrián García, que maneja la oficina de sheriff más grande de Texas y la tercera de todo el país.

“Me parece lógico lo que está proponiendo (el presidente, Barack Obama)”, continúa el alguacil del Condado de Harris, en referencia al proyecto de ley presentado por Obama el día 16 para endurecer el control de armas, particularmente de armas de asalto, y a los 23 decretos que firmó como parte de la propuesta.

“Pero todavía tiene que existir un debate entre los políticos en el Congreso, y yo espero que cuando los políticos terminen, que nos den a nosotros los policías algo que sea práctico, lógico y que aumente la seguridad pública”, concluye García.

El día 24, la oficina del sheriff arranca su ronda de foros con el público que tiene lugar cada trimestre dutante todo el año.

Esos foros permiten a García presentar el plan de trabajo de su oficina y sus objetivos, y la comunidad tiene libre participación en ellos.

El foro del 24, que será el primero desde que el sheriff resultó reelgido en novimebre del año pasado, estará particularmente enfocado en las inquietudes de los padres sobre la seguridad de los niños en las escuelas del condado, tras el trágico episodio de violencia en la escuela Sandy Hook de Newtown, Connecticut, en el que murieron 20 niños y 6 adultos.

Cuando habla de la necesidad de un control de armas, García, al igual que Obama, se refiere especí ficamente al acceso generalizado a armas de asalto. que son usadas en combate, y a algunos rifles semiautomáticos.

photo

El sheriff del Condado de Harris, Adrián García.

“El balance es ver cómo respetar la ley, la segunda enmienda, pero a la misma vez cómo estar seguros de que cierto armamento no llegue a caer en las calles con los carteles, los pandilleros, con los traficantes de seres humanos”, señala el sheriff, en referencia a la cláusula de la Constitución que garantiza el derecho a tener armas.

“Yo no quiero que mis oficiales ni que el público inocente llegue a tener que enfrentar este estilo de armas”, dice García sobre el poder de fuego de las armas de asalto. “Eso es lo que se tiene que discutir, se tiene que encontrar lo que es práctico, lógico, y lo que es un buen balance entre reconocer la ley y los derechos, pero a la misma vez aumentando la seguridad pública”.

Aún no hay fecha para la discusión y posterior votación de la propuesta de Obama en el Congreso, que no sólo prohíbe el acceso a ciertas armas, sino que además refuerza los controles para cualquier comprador de cualquier arma.

Entre las propuestas de Obama al Congreso se encuentran reinstaurar y reforzar la prohibición de venta de armas de asalto que estuvo vigente entre 1994 y 2004, y limitar la venta de barriletes hasta una capacidad máxima de 10 proyectiles.

Incluye además la exigencia de revisión del récord criminal de los compradores de armas en todas las circunstancias y limitar municiones de artillería pesada sólo para agentes del orden.