Quantcast
3:02 p.m., 10/31/2014 | 77°

El primer bebé de 2013 en Houston nació en Hospital St. Joseph


CINDY GEORGE | 1/2/2013, 10:06 a.m.
El primer bebé de 2013 en Houston nació en Hospital St. Joseph
Jesse Jr. Cervantes nació 30 segundos después de la medianoche convirtiéndose en el primer bebé nacido en 2013 en Houston en el Hospital San José Martes. | Johnny Hanson

HOUSTON — La embarazada Yasselyn Martínez se encontraba el lunes por la tarde en el Hospital General Ben Taub cuando se dio cuenta de que su bebé iba a nacer.

La fuente se le rompió poco después de despedirse del bisabuelo paterno de su hijo, quien acababa de ser desconectado de los equipos que lo mantenían con vida artificial en ese hospital.

Esa noche, las contracciones arreciaron. Martínez fue al Centro Médico St. Joseph en Houston para que le pusieran una inyección epidural a eso de las 11 p.m.

Segundos después de la medianoche, Martínez dio a luz al primer bebé nacido en 2013 en la zona de Houston, el cual estaba supuesto a nacer dos días antes de Navidad.

“No pensé que pasaría hasta después de las 12 (de la noche). Estaba lista para pujar, lista para que algo pasara. Pero no, ocurrió a las 12 de la noche”, dijo mientras miraba a Jesse Cervantez Jr., quien nació pesando seis libras y 11 onzas y midió 21 pulgadas de largo.

“Vi a todas las enfermeras gritando ¡feliz Año Nuevo! y ¡feliz cumpleaños! y yo estaba sorprendida”, recordó Martínez.

Jesse Cervantez, de 25 años, se convirtió en padre en los primeros segundos del martes. El matrimonio tiene previsto apodar a su hijo “Baby J” o “JJ”.

Esta experiencia fue distinta para Martínez, a quien le indujeron el parto hace cinco años cuando nació su hija Melanie, también en el Hospital St. Joseph.

Esta es la segunda vez que el hospital más antiguo de Houston ha sido testigo del nacimiento del primer bebé del año. En 2012, un matrimonio que tenía planes de esperar el Año Nuevo en casa de unos familiares, tuvo una bebé 57 minutos después de la medianoche.

Dos centros para la mujer en el sistema hospitalario de St. Joseph practican alrededor de 5,000 partos al año, lo que le convierte en una de las 20 salas de maternidad más concurridas en Texas.

Este primer parto de Año Nuevo fue una experiencia única para el doctor Nicholas Stephanou, quien lleva casi cuatro décadas como especialista en obstetricia y ginecología en el hospital St. Joseph.

“Unos cinco minutos antes de la medianoche, alguien mencionó que aquel parto podría ser el primero de 2013 en esta zona”, expresó el médico. “La sala estaba abarrotada... Todas las enfermeras estaban allí. Incluso había residentes en el lugar”.

Stephanou pidió a alguien que le avisara cuando faltaran 15 segundos para la medianoche.

“La única planificación que se hizo fue en los últimos dos minutos”, expresó Stephanou, de 72 años. “La cabeza del bebé ya estaba ahí. Ella (la madre) pujó una vez y tuvimos al bebé en 30 segundos. Fue como una situación perfecta y todo salió muy bien”.

El nacimiento del saludable bebé sirvió para alegrar el espíritu de la familia, ya que el bisabuelo de la criatura había fallecido a eso de las 10 p.m. del lunes.

Cervantez dijo que su abuelo, quien ayudó a criarlo, llevaba dos años enfermo.

“Es triste y al mismo tiempo tan alegre. Me alegra que mi hijo esté aquí, casi el mismo día, a pocas horas” de la muerte del abuelo, dijo Cervantez.

El abuelo, que padecía parálisis e hipotensión arterial, supo que Martínez iba a tener un bebé.

Mientras oraban en la habitación del hospital el lunes, Martínez, de 24 años y cajera de un banco, puso una mano sobre la frente del moribundo.

“Sentí algo realmente muy frío, como un temblor, y él...”, dijo Martínez señalando su abultado abdomen. “... se movía en mi interior”.

En ese mismo momento, el abuelo comenzó a mover un brazo, según dijo Cervantez, quien trabaja por cuenta propia.

Después de haber tenido tres bisnietas, la pareja cree que las bendiciones del abuelo cayeron sobre Jesse Jr., su primer bisnieto.