Quantcast
9:15 p.m., 9/2/2014 | 83°

Lila Downs: Cuando uno gana premios... se presentan muchas dudas


La cantante méxico-estadounidense de música de fusión, quien actuará en Houston en abril, adelanta que su próximo disco será de jazz de fusión

David Dorantes | 2/14/2013, 3:41 p.m.
Lila Downs: Cuando uno gana premios... se presentan muchas dudas
La cantante méxico-estadounidense Lila Downs sostiene el Grammy que ganó por su disco "Pecados y Milagros" y que ganó el domingo 10 de noviembre en la categoría de Mejor Disco de Música Regional Mexicana. | (Foto: Matt Sayles/AP)

Lila Downs

HOUSTON- La cantante méxico-estadounidense Lila Downs hizo en Pecados y Milagros el mejor disco de su carrera. Lo cual es mucho decir pues su carrera está llena de discos extraordinarios. Los premios dan cuenta de ello.

Downs ganó el domingo pasado, por ese disco, el premio Grammy en la categoría de Mejor Discos de Música Regional Mexicano y en noviembre pasado recibió el Latin Grammy por el Mejor Disco de Música Folclórica. Downs, por cierto, presentará su disco en Houston el próximo 5 de abril en un concierto patrocinado por la Society of Performing Arts (SPA) en el Wortham Theater.

"Sí... yo creo que (Pecados y Milagros) es el mejor disco de mi carrera" asegura Downs, en entrevista telefónica desde su casa en Oaxaca, capital del estado mexicano del mismo nombre, en donde reside, y matiza que los reconocimientos la comprometen a elevar la calidad de su trabajo.

"Cuando uno gana premios así se presentan muchas dudas porque te preguntas ¿y ahora qué hago? Te sientes muy satisfecha en el sentido profesional y, en mi caso, siento que ahora tengo un compromiso mayor conmigo misma", explica Downs sobre el sentimiento que tiene, a unos días de haberse llevado el premio en la ceremonia que se realizó en Los Ángeles.

Downs se llevó el gramófono de oro por encima del cantante de ranchero Gerardo Ortiz por su disco El Primer Ministro, el mariachi estadounidense Mariachi Divas De Cindy Shea por su disco Oye, el grupo mexicano de música norteña Los Tucanes de Tijuana por su disco 365 días y el grupo mexicano de sones y huapangos Los Cojolites, con el único disco de todos los nominados que podía competirle en calidad y complejidad artística al de Downs, Sembrando flores.

Cuando Downs, de 44 años, subió al escenario para recibir el galardón comenzó a llorar y, ahora explica, fue porque pensó en ese momento su madre Anita Sánchez de Downs y en los músicos del grupo Los Cojolites, a los que llama sus amigos, y quienes ella quería que fueran los ganadores.

"Lloré porque fue una sorpresa, yo le iba a Los Cojolites, pensaba que seguramente ellos iban a ganar. Pensé en mi madre también porque ella tiene ahora 75 años... y al ganar me hizo reflexionar mucho en qué ha hecho ella en su vida, y qué hecho yo gracias a ella y sus enseñanzas", dice Downs.

Downs, hija de madre mexicana y del profesor de arte y cinematógrafo estadounidense Allen Downs, representa en su música perfectamente sus dos herencias culturales en canciones extraordinarias como El corrido de Tacha La Teibolera, Perro negro, Ojo de culebra, Yo envidio al viento, Justicia, Smoke (Acteal), La cumbia del mole, Palomo del comalito, Pecadora, Mezcalito y Zapata se queda.

La canciones de Downs se caracterizan por tener letras inteligentes, poéticas y creativas que funden de manera magistral ritmos como jazz, rock, folk, cueca chilena, polka balcánica, canción ranchera, blues, sones itsmeños, canción ranchera, boleros y huapangos, entre otros ritmos, contenidos en discos clásicos como La Sandunga (1999), Árbol de la vida (2000), La línea (2001), Una sangre (2004), La cantina (2006), Ojo de culebraShake Away (2008) y el multicitado Pecados y Milagros (2011).

Downs, quien es una confesa admiradora de cantantes de jazz como Billie Holiday y Elis Regina, ya prepara su siguiente disco y en el cual, adelanta en exclusiva para La Voz, cantará precisamente y por primera vez temas de jazz adaptándolos a su estilo.

"Uno ya está pensando, desde antes de ganar los premios, en el nuevo disco, en qué se tiene qué decir, qué falta por decir y también qué quiere uno decir desde muy adentro del corazón" explica Downs.

"He querido hacer algo de jazz desde hace tiempo con standars (versiones nuevas a temas clásicos) de jazz... cada año me lo pregunto, a ver cuándo lo hago, y posiblemente se de hasta ahora. Vamos a invitar a algunos solistas jazzistas para hacer una música que tenga que ver un poco más con sonidos urbanos... con los acordes sofisticados de las ciudades", finaliza Downs.

david.dorantes@chron.com

En Twitter: @HDaviddorantes