Quantcast
11:02 a.m., 10/25/2014 | 70°

Los Knicks quedan a un paso de la segunda ronda


En la NBA

AP / LA VOZ | 4/26/2013, 10:56 p.m.
Los Knicks quedan a un paso de la segunda ronda
Carmelo Anthony (izq.) | Winslow Townson

BOSTON - Los Knicks de Nueva York acallaron a los aficionados y mantuvieron en silencio a los Celtics de Boston.

Ahora, sólo el mayor colapso en la historia de la liga evitaría que los Knicks alcancen la segunda ronda de playoffs.

Carmelo Anthony anotó 26 puntos y los Knicks de Nueva York se acercan a un juego de lograr la victoria en una serie de playoff por primera ocasión en 13 años, al vencer el viernes por 90-76 a los Celtics de Boston en el tercer juego de la serie de primera ronda.

El argentino Pablo Prigioni le dio a los Knicks un impulso con tres triples tempraneros mientras los Knicks se posicionaban en el encuentro para vengar la barrida en primera ronda que los Celtics le propinaron hace dos años. Boston no ha sido barrido desde 2004, por Indiana.

Rápidamente, Nueva York sacó a la afición de Boston en el primer partido de la NBA en la ciudad desde los atentados del maratón, y los Knicks forjaron una ventaja de 16 puntos para la primera mitad y ahora están a punto de eliminar a los Celtics.

"En estos primeros períodos como visitantes, uno debe asegurar dar el primer golpe y lo hicimos", dijo el veterano de los Knicks Jason Kidd.

Raymond Felton sumó 15 puntos y 10 asistencias para los Knicks, que no han avanzado en los playoffs desde que llegaron a la final de la Conferencia del Este en el 2000. El domingo jugarán para lograr la barrida en la serie.

Ahora esperan que puedan contar con J.R. Smith, quien inexplicablemente le soltó un codazo al rostro a Jason Terry cuando quedaban 7:06 minutos por jugarse y fue expulsado del encuentro por una falta intencional 2. La Liga revisará la jugada y podría multar o suspender a Smith.

Jeff Green anotó 21 puntos para los Celtics, que intentarán convertirse en el primer equipo de la NBA en ganar una serie luego de ir perdiendo 3-0. Aunque este equipo tiene el mayor número de títulos en la historia de la liga, su presente no se ve halagüeño.

Los aficionados festejaron a los hombres que respondieron en la emergencia y ayudaron a las víctimas de los ataques en el maratón, pero abuchearon a los Celtics, que sólo sumaron 31 puntos en los primeros dos períodos del partido, con su mala mitad al principio del encuentro. En las dos derrotas previas contra los Knicks, habían sido contenidos a sólo 25 y 23 tantos después del medio tiempo.

Smith finalizó con 15 tantos para los Knicks, que están plagados de veteranos con éxitos en postemporada que en recientes años no habían tenido y no quedaron pasmados con la atmósfera previa al partido. Una vez que arrancó el juego, simplemente superaron a los Celtics, como lo han hecho 6-1 desde la temporada regular.

"No creo que salimos a no jugar bien", dijo el entrenador de los Celtics, Doc Rivers. "Pensé que sobre todo nuestro esfuerzo estaba ahí, pensé que perdimos nuestro espíritu temprano".

Todo salió perfecto para los Knicks hasta que Smith, mientras tenía el balón a la ofensiva con una amplia ventaja, decidió darle un codazo a Terry en el rostro. Terry se echó contra él pero fue detenido por Rivers, mientras que el entrenador de los Knicks Mike Woodson al parecer regañaba al mejor sexto hombre de la liga luego que fue expulsado.