Quantcast
7:25 a.m., 10/23/2014 | 61°

El Dynamo busca su tercera corona


En la final de la MLS

Germán Fernández-Moores | 11/29/2012, 6 a.m.
El Dynamo busca su tercera corona
El capitán del Dynamo, Brad Davis (izq.), volverá a estar frente a frente en el mediocampo ante David Beckham, en el último partido del astro inglés en la MLS luego de anunciar que dejará de jugar para el Galaxy de Los Ángeles luego de la gran final. | James Nielsen

HOUSTON - El Houston Dynamo y el Galaxy de Los Ángeles tienen varias similitudes y al mismo tiempo sus diferencias, aunque éstas son más notorias y podrían ser decisivas en la gran final de la MLS, el sábado en el sur de California.

Entre las similitudes hay dos que destacan de entrada: son equipos ganadores, con el carisma necesario para llegar a este tipo de definiciones, y, quizás la más importante, ambos tienen un dueño en común, la empresa AEG (Anschutz Entertainment Group).

Eso hace al mismo tiempo que sean muy diferentes ya que AEG, por ejemplo, ha volcado todo su arsenal de inversiones en contrataciones millonarias de astros internacionales, como el mediocampista inglés David Beckham y el artillero irlandés Robbie Keane, además de contar con la máxima estrella del fútbol estadounidense, como Landon Donovan, y el ex técnico mundialista Bruce Arena.

Sin embargo, si bien es cierto que el salario anual garantizado de Beckham (de 3.9 millones de dólares) y Kean (3.4 millones) superan el presupuesto total del Dynamo para toda su nómina salarial (3.3 millones), el conjunto conducido técnicamente por Dominic Kinnear lleva la ventaja en otra diferencia notoria de cara a esta final. Aunque es algo que, a diferencia de los salarios no puede medirse en números, antes de esta final hay pocas dudas que el Dynamo es mejor como equipo, especialmente por su aceitado funcionamiento colectivo.

Así como para el Galaxy, la experiencia y calidad individual de sus figuras es el factor que puede desequilibrar en su juego, el Dynamo, por el contrario, tiene su fuerte en la disciplina táctica, el orden y la gran predisposición de todos sus jugadores para cumplir con sus roles y también para salirse del libreto y ayudar en otras facetas si es necesario.

En contrapeso a la fama de Beckham, quien según anunció la semana pasada jugará el sábado su último partido en la MLS, el capitán Brad Davis es la mayor figura de este equipo naranja frente a la vidriera del fútbol nacional.

Los dos se convirtieron en grandes mediocampistas fundamentalmente por su calidad para pegarle al balón. Beckham con su remate de derecha y Davis con su zurda exquisita. Pero hasta ahí llegan las similitudes entre ambos.

photo

Foto: Nick de la Torre

Brad Davis, el experimentado actual capitán y mediocampista que integró los equipos que consiguieron los títulos consecutivos y que cayó en la final el año pasado, busca la revancha contra el Galaxy en el Home Depot Center de Carson, California.

Especial para Davis

Para el Dynamo, y para Davis en especial, esta final tiene un sabor especial, con aroma a revancha luego del ajustado triunfo del Galaxy por 1-0, también en el Home Depot Center de Carson, en la final disputada hace un año.

Davis, quien heredó la cinta de capitán frente al inminente retiro del veterano goleador Brian Ching, no pudo jugar la final del año pasado debido a una lesión, pero ahora está en perfectas condiciones para liderar a un equipo que llega mucho mejor preparado a diferencia de 2011.

En su camino a la final, el Dynamo, que avanzó a los playoffs con el último cupo gracias a su quinto lugar en la Conferencia Este, superó con sólidas actuaciones a Chicago Fire, Sporting Kansas City y D.C. United.